viernes, 30 de septiembre del 2022 Fecha
Ir a la página principal Ir al blog

IMPRESIÓN NO PERMITIDA - TEXTO SUJETO A DERECHOS DE AUTOR




¡Otra vez la materia oscura!

Autor por Emilio Silvera    ~    Archivo Clasificado en General    ~    Comentarios Comments (2)

RSS de la entrada Comentarios Trackback Suscribirse por correo a los comentarios

Una nueva teoría afirma que la materia oscura se comporta como una partícula bien conocida PDF Imprimir E-mail
23/7/2015 de Kavli Institute for the Physics and Mathematics of the Universe, University of Tokyo / Physical Review Letters

Resultado de imagen de Estructura de un pión (izquierda) y de una SIMP

Estructura de un pión (izquierda) y de una SIMP (partícula masiva que interacciona fuertemente) propuesta en este trabajo por Hochberg et al. (derecha). Crédito: Kavli IPMU.

 

Una nueva teoría afirma que la materia oscura actúa de forma notablemente parecida a partículas subatómicas que la ciencia conoce desde la década de 1930.

Debemos mucho a la materia oscura: es lo que mantiene las galaxias, estrellas, nuestro Sistema Solar y nuestros cuerpos intactos. Pero nadie ha sido capaz de observarla y a menudo ha sido considerada una forma exótica completamente nueva de materia, como por ejemplo, una partícula desplazándose por dimensiones extra del espacio, o su versión cuántica, la supersimetría.

Ahora un equipo internacional de investigadores ha propuesto una teoría según la cual la materia oscura se parece mucho a los piones, que son responsables de la unión de los núcleos atómicos. “Hemos visto esta clase de partícula con anterioridad. Tiene las mismas propiedades: el mismo tipo de masa, el mismo tipo de interacciones, en la misma clase de teoría de interacciones fuertes que dio origen a los piones ordinarios. Es increíblemente emocionante que podamos entender finalmente por qué llegamos a existir”, afirma Hitoshi Murayama, de la Universidad de California.

La nueva teoría predice que la materia oscura probablemente interacciona consigo misma en galaxias o cúmulos de galaxias, posiblemente modificando las distribuciones de masa predichas. La investigadora Yonit Hochberg, directora de la investigación, añade: “las diferencias clave entre las propiedades de esta nueva clase de teorías de materia oscura y las de ideas previas tienen implicaciones profundas sobre cómo la materia oscura puede descubrirse en futuras búsquedas con experimentos”. El próximo paso será comprobar esta teoría empleando experimentos como el Large Hadron Collider y el nuevo SuperKEK-B, así como el futuro experimento SHiP.