viernes, 24 de enero del 2020 Fecha
Ir a la página principal Ir al blog

IMPRESIÓN NO PERMITIDA - TEXTO SUJETO A DERECHOS DE AUTOR




!El extraño Universo! ¡El Universo cotidiano!

Autor por Emilio Silvera    ~    Archivo Clasificado en El Universo misterioso    ~    Comentarios Comments (12)

RSS de la entrada Comentarios Trackback Suscribirse por correo a los comentarios

 

 

 

 

La célula viva es un sistema dinámico, en cambio constante en el cual las sustancias químicas se tornan ordenados por un tiempo en estructuras microscópicas, tan solo para disolverse nuevamente cuando otras moléculas se juntan para formar los mismos tipos de estructuras nuevamente, o para sustituirlas nuevamente en la misma estructura. Las organelas de las cuales las células están hechas no son más estáticas que la llama de una vela. En cualquier instante, la vela exhibe un patrón dinámico de casamientos y divorcios químicos, de procesos que producen energía y procesos que la consumen, de estructuras formándose y estructuras desapareciendo. La vida es proceso no una cosa.

Un equipo de científicos ha diseñado un test para descubrir si el universo primitivo poseía una sola dimensión espacial. Este concepto alucinante es el núcleo de una teoría que el físico de la Universidad de Buffalo, Dejan Stojkovic y sus colegas proponen y que sugiere que el Universo primitivo tuvo solo una dimensión antes de expandirse e incluir el resto de dimensiones que vemos en el mundo actualmente. De ser válida, la teoría abordaría los problemas importantes de la física de partículas. Han descrito una prueba que puede ratificar o refutar la hipótesis de la “fuga de dimensiones”.

El Objeto de Hanny

¿Que serán, estos extraños cuerpos. Lo llaman Objeto de Hanny es una extraña y brillante nube de gas verde que ha intrigado a los astrónomos desde que se descubrió en 2007. La nube destaca cerca de una galaxia espiral porque un cuásar (un agujero negro supermasivo) en su núcleo la ha iluminado como si fuera un foco. Ahora está siendo estudiada con mucho más detalle gracias a las imágenes tomadas por el telescopio Hubble, que se han presentado en Seattle (EE UU).

Resultado de imagen de Objeto de Hanny"

Considerado uno de los objetos más extraños de los muchísimos observados en el espacio, en Hanny’s Voorwerp (en holandés), que tiene el tamaño de la Vía Láctea, el Hubble ha descubierto delicados filamentos de gas y un grupo de cúmulos de jóvenes estrellas. El color verde de la nube se debe al oxígeno ionizado.

Su descubridora, Hanny van Arkel, explicó en su blog que está encantada de asistir a la reunión de la Sociedad Americana de Astronomía , donde se han presentado las nueva imágenes, y en general, de haber entrado en contacto con el mundo de la astronomía. Ella es una profesora que descubrió la estructura celeste en 2007 mediante el proyecto Galaxy Zoo, que estimula la participación de no especialistas para que ayuden a clasificar las más de un millón de galaxias catalogadas en el Sloan Digital Sky Survey y las captadas por el propio Hubble en sus imágenes de campo profundo.

Galaxia Andrómeda

                                              Nuestro vecina más grande del Grupo Local

Un astrónomo persa, al-Sufi, ha sido reconocido como el primero en describir el débil fragmento de luz en la constelación Andrómeda que sabemos ahora que es una galaxia compañera de la nuestra. En 1780, el astrónomo francés Charles Messier publicó una lista de objetos no estelares que incluía 32 objetos que son, en realidad, galaxias. Estas galaxias se identifican ahora por sus números Messier (M); la galaxia Andrómeda, por ejemplo, se conoce entre los astrónomos como M31.

En la primera parte del siglo XIX, miles de galaxias fueron identificadas y catalogadas por William y Caroline Herschel, y John Herschel. Desde 1900, se han descubierto en exploraciones fotográficas gran cantidad de galaxias. Éstas, a enormes distancias de la Tierra, aparecen tan diminutas en una fotografía que resulta muy difícil distinguirlas de las estrellas. La mayor galaxia conocida tiene aproximadamente trece veces más estrellas que la Vía Láctea.

Plutón fue descubierto a raíz de una búsqueda telescópica iniciada en 1905 por el astrónomo estadounidense Percival Lowell, quien supuso la existencia de un planeta situado más allá de Neptuno como el causante de ligeras perturbaciones en los movimientos de Urano.

El camino que condujo a su descubrimiento se atribuye a Percival Lowell quien fundó el Observatorio Lowell en Flagstaff, Arizona y patrocinó tres búsquedas separadas del “Planeta X”, del que por cierto, aquí hemos hablado en alguna otra ocasión.

En 1912 el astrónomo estadounidense Vesto M. Slipher, trabajando en el Observatorio Lowell de Arizona (EEUU), descubrió que las líneas espectrales de todas las galaxias se habían desplazado hacia la región espectral roja. Su compatriota Edwin Hubble interpretó esto como una evidencia de que todas las galaxias se alejaban unas de otras y llegó a la conclusión de que el Universo se expandía. No se sabe si continuará expandiéndose o si contiene materia suficiente para frenar la expansión de las galaxias, de forma que éstas, finalmente, se junten de nuevo, parece que ésto último no sucederá nunca. La materia del Universo parece estar aproximadamente en la tasa del la Densidad Crítica.

Resultado de imagen de El telescopio espacial Hubble enfocó regiones del espacio aparentemente vacías y negras, y después de muchos días de exposición obtuvo unas bellísimas fotos de galaxias"

Resultado de imagen de El telescopio espacial Hubble enfocó regiones del espacio aparentemente vacías y negras, y después de muchos días de exposición obtuvo unas bellísimas fotos de galaxiasResultado de imagen de El telescopio espacial Hubble enfocó regiones del espacio aparentemente vacías y negras, y después de muchos días de exposición obtuvo unas bellísimas fotos de galaxias

El telescopio espacial Hubble enfocó regiones del espacio aparentemente vacías y negras, y después de muchos días de exposición obtuvo unas bellísimas fotos de galaxias muy lejanas, entre las cuales se distinguen unas cuantas pequeñas galaxias rojas, color que deben a un corrimiento al rojo tan elevado que se calcula por la ley de Hubble que su luz fue emitida hace unos 13000 millones de años. (foto recortada de foto cortesía de la NASA).

 

La galaxia se está acercando a nosotros a unos 300 kilómetros por segundo, y se cree que estará aquí aproximadamente en 3.000 millones de años cuando podría colisionar con la nuestra y fusionarse ambas formando una galaxia elíptica gigante. Claro que, no se está de acuerdo con la velocidad a la que Andrómeda, se acerca a nosotros. Según ésta nota, podría llegar cuando nuestro Sol, esté en la agonía de su final para convertirse en gigante Roja primero y enana Blanca después.

La semilla desde la que se desarrolló nuestro Universo fue una Bola de fuego de pura energía inmensamente densa e inmensamente caliente. La pregunta es, ¿cómo llegó esta bola de fuego hasta el tipo de materia bariónica que podemos ver alrededor de todos nosotros, mientras el Universo se expandía y se enfriaba? O, si se prefiere ¿de donde salieron los quarks y los leptones? Y, puestos a preguntar, esa materia oscura de la que tanto hablamos, ¿estaba ya allí cuando llegó la bariónica? Si no fuese así, ¿cómo se puedieron formar las Galaxias?

Creemos que conocemos la respuesta, aunque, en realidad, lo que sí tenemos es un modelo de cómo creemos que sucedió, ya que, como a menudo es el caso de las historias, la explicación es más especulativa cuanto más atrás en el tiempo miremos y, en el caso del Universo, esto también corresponde a las energías más altas que se tienen que considerar.

Nos vamos hacia atrás en el tiempo y ponemos señales y nombres como los del límite y tiempo de Planck, era hadrónica (quarks: protones y neutrones, etc.) y era leptónicas (electrones, muones y partícula tau con sus neutrinos asociados). Ahí amigos, está toda la materia que podemos ver. Sin embargo, ¿qué sabemos en realidad de la materia? No olvidemos que de la materia llamada inerte, provenimos nosotros cuyos materiales fueron fabricados en los hornos nucleares de las estrellas.

Científicos de EEUU detectan ondas gravitacionales que serían la primera evidencia directa de la inflación, el momento de la historia del universo en que en menos de un segundo pasó de ser un punto diminuto a convertirse en una inmensidad. Han captado los primeros momentos del Big Bang. De acuerdo con la teoría de la Relatividad de Einstein, aquel cataclismo debió generar ondas gravitacionales, una especie de ondas expansivas cuyos efectos, aunque débiles, aún podrían observarse ahora, 13.800 millones de años después. Los investigadores del experimento BICEP 2, un telescopio de microondas situado en pleno Polo Sur, dicen haber fotografiado esas ondas por primera vez. Estas ondas son “los primeros temblores del Big Bang”,según el CFA.

Esas sombras serían una especie de eco del big bang en las microondas, lo que pone en duda la validez de la popular teoría sobre el origen del Universo. El trabajo se publica en la edición del 1 de septiembre de 2006 del Astrophysical Journal.

WMAP Leaving the Earth or Moon toward L2.jpg

Existen otros estudios llevados a cabo por observaciones realizadas con el observatorio orbital de la NASA WMAP (Wilkinson Microwave Anisotropy Probe – prueba Wilkinson de la anisotropía en microondas), que tiene como objetivo estudiar la radiación cósmica de fondo. Para ello se estudiaron las sombras dejadas en esta radiación cósmica de fondo por 31 cúmulos de galaxias.

El Dr. Lieu, especialista en el tema expresa que “Estas sombras son algo bien conocido que había sido previsto hace años”, y es “el único método directo para determinar la distancia al origen de la radiación cósmica de fondo”, hasta ahora toda la evidencia apuntaba a que era originada por una gran bola de fuego denominada big bang y ha sido circunstancial.

Lieu menciona también que “si usted ve una sombra, indica que la radiación viene más allá del cúmulo de galaxias, y si no las ve, hay un problema, entre los 31 cúmulos estudiados, algunos mostraron el efecto de sombra y otras no”.

                                                                                         Diagrama del WMAP.

En estudios previos, se han reportado la presencia de este tipo de sombras en la radiación cósmica de fondo, estos estudios sin embargo no usaron los datos proporcionados por el WMAP el cual está diseñado y construido específicamente para estudiar esta radiación de fondo.

Si la teoría estándar de la creación del Universo o Big Bang es la correcta y la radiación cósmica de fondo viene a la Tierra desde los confines del Universo, los cúmulos masivos de galaxias que emiten rayos X, cercanos a la Vía Láctea, deberían mostrar todos, la presencia de estas sombras en la radiación cósmica de fondo.

 

Imagen del WMAP de la anisotropía de la temperatura del CMB.

Los científicos aseguran también que basados en todo el conocimiento, hasta ahora, de las fuentes de radiación y halos alrededor de los cúmulos de galaxias, es imposible que estos cúmulos galácticos puedan emitir microondas a una frecuencia e intensidad idénticos a la radiación cósmica de fondo.

La predicción de la radiación cósmica de fondo data del año 1948 y fue descubierta en 1965. La predicción del efecto de sombra fue realizada en 1969, por los científicos rusos Rashid Sunyaev y Yakov Zel’dovich. El efecto se crearía de la siguiente forma: los cúmulos de galaxias emiten luz en rayos X por acción de la gravedad de su centro, que atrapa gas y lo calienta enormemente. Este gas es tan caliente que pierde sus electrones, o sea que se ioniza, produciendo, a su vez, enormes espacios llenos de electrones libres. Estos electrones libres interactúan con los fotones individuales de la radiación cósmica de fondo, originando con esto la desviación de sus trayectorias originales y produciendo el efecto de sombra.

Como veréis, siempre habrán motivos más que sobrados para la polémica y, a medida que se avanza la polémica crece, toda vez que, esos avances, dejan al descubierto muchas de las creencias largamanete asentadas que ahora, con las nuevas tecnologías, podemos descubrir que, en realidad, eran distintas de como se habían imaginado.

             ¿Que hace la Entropía con nosotros?

Resultado de imagen de Nacimiento de nuevos seres humanos"

¿Como la combatimos? Mediante la reproducción de nuevos seres para crear Entropía negativa

Si hablamos del Universo no podemos olvidar “El Tiempo” con su hermana “La Entropía” destructora de todo lo que existe que, a medida que el primero transcurre, la segunda lo transforma todo. Debemos aprovechar ese corto espacio de tiempo que nos otorga el transcurrir entre las tres imágenes de arriba, sin no sabemos aprovecharlos…¿para qué estamos aquí? ¿Acaso será cierto que todo comenzó con la explosión de una singularidad que produjo lo que llamamos big bang?

Sí, es posible que todo comenzara así. Sin embargo, nadie lo puede asegurar. Y, algunos dicen que somos uno de tantos universos que en el Multiverso están. Si eso fuese así ¿Habrá otros seres en esos otros universos?

La última frontera del Universo

¿Será ésta la última frontera? No,  creo que no, el Universo que nosotros conocemos, por mucho que corramos tras él, nunca podremos alcanzar el final. Siendo así, hablar de la última frontera, es…, al menos, arriesgado. No conocemos bien ni los objetos que pueblan nuestro propio Sistema solar, esos mundos enormes y gaseosos que, a su vez, están rodeados de otros pequeños mundos en los que, posiblemente, la vida esté presente. Sin embargo, nos permitimos hablar de los confines del Universo situados en lugares inaccesibles para nosotros. Bueno, al menos de momento. Incluso algún grupo de astrónomos han realizado un trabajo queriendo llegar a los confines del Universo y, de manera sorprendente, han declarado que mucho más allá, han detectado la presencia de un inmenso bloque de materia que, según todos los indicios… ¡Es otro Universo!

El poco tiempo que estamos aquí, si podemos disfrutar de Imágenes como ésta, de nuestra amiga Anadelagua, lo podemos dar por bien empleado. Vistas así consiguen sacar de nosotros lo mejor y, si eso es así (que lo es), miremosla durante un largo rato, si es posible oyendo cantar a Sarah brightman, oyendo el Sueño de las Hadas de Eyna, o, cualquier otra melodía que nos eleve el Alma para que nos transporte a otro mundo sin salir de este mundo nuestro.

¡Que sentimiento de paz! ¡De simbiosis con la Naturaleza!

emilio silvera

 

  1. 1
    emiliosilvera
    el 28 de marzo del 2017 a las 8:31

    El extraño Universo está conformado por todo aquello que de él desconocemos: Las fluxctuaciones de vacío, la “maqteria oscura” si tiene familia (otros universos que le acompañan en un ámbito mayor), etc. Y, el Universo cotidiano es aquel que hemos llegado a conocer como las Galaxias y las estrellas y mundos con todo aquello que en ellos hemos podido descubrir.
    ASí seguiremos tratando de que “todo” nos resulte cotidiano pero… ¿Lo conseguiremos?
    Eso es otra cosa.

    Responder
  2. 2
    emilio silvera
    el 6 de enero del 2020 a las 10:44

    Fluctuaciones de vacío o “materia oscura” (si es que existe), entrelazamiento cuántico, la exclusión de Pauli, o, la incertidumbre de Heisenberg, además de otros muchos enigmas que no conocemos y de los que no dejamos de hacer conjeturas como aquella de que, el Universo, cuando era joven sólo tenía una sóla fuerza y una sóla dimensión. También nos hablan de que las cuatro dimensiones que conocemos (la cuarta es el Tiempo), sean las que se desarrollaron, y, otras seis, quedaron compactadas en el límite de Planck.
    Somos, aunque algunos crean lo contrario, en relación a la escala temporal del Universo, una especie muy joven, apenas unas centenas de miles de años durante las que hemos ido evolucionando y descubriendo, poco a poco, algunos de los secretos que el Universo guardaba celosamente y que nosotros, curiosas criaturas, hemos sabido desvelar.
    De todas las maneras, nos queda un largo camino para poder decir: ¡Que sabemos! La carga de ignorancia es grande y las preguntas, son más que las respuestas. De hecho, ni a nosotros mismos podemos decir que conocemos, y, de nuestro cerebro, de nuestra consciencia de Ser, son tantas las sombras que, si algún día llegamos a saber quienes somos, de donde venimos y hacia donde vamos… ¡Se habrá cumplido el ciclo!

    Responder
  3. 3
    nelson
    el 6 de enero del 2020 a las 19:29

    Hola muchachada.
    Lo de las expansiones sucesivas en una, dos y luego tres dimensiones es congruente con el supuesto punto adimensional infinitamente denso inicial. La propia geometría euclidiana nos habla de que un punto desplazado genera una recta, esa recta desplazada forma un plano (por ejemplo un cuadrado) y ese plano desplazado forma un Espacio, un volumen, un cuerpo tridimensional (continuando el ejemplo: un cubo). Por lo que la Expansión Primigenia pudo ocurrir de las dos formas: sucesivas o simultáneas) No tendrían nada de raro ninguna de las dos hipótesis.
    Saludos cordiales.

    Responder
    • 3.1
      emilio silvera
      el 7 de enero del 2020 a las 6:51

      Ciertamente parece que de esa manera pudo haber sucedido y así lo han entendido los estudiosos de la cosmología. Me parece interesante la manera sencilla (pero no por ello menos gráfica) en la que acudes a Euclides para explicar los sucesos que pudieron haberse dado en aquellos primeros momentos. Miles de años más tarde, apareció Riemann con su geometría de los espacios curvos y terminó de explicarnos otros muchos escenarios presentes en nuestro Universo. Einstein se aprovecho del Tensor de Riemann para poder exponer al mundo su teoría de la Relatividad General en la que se explican tantas cosas.

      Amigo Nelson, ante nosotros tenemos un inmenso campo que nunca podremos recorrer, sus infinitos caminos nos invitan a que sigamos tratando de entender todo lo que pasó, lo que está pasando y, lo que pasará.

      Un abrazo.

      Responder
      • 3.1.1
        nelson
        el 7 de enero del 2020 a las 17:00

        Es que así lo aprendimos en la escuela o en los primeros años de liceo. Sobre todo el concepto de que las cosas tienen una explicación lógica, sencilla y comprensible desde el sentido común. Luego vinieron los “cientificistas” con sus propuestas extraordinariamente complejas que requerían un nivel muy alto de abstracción y de conocimientos, casi a la par de ellos para comprenderlos. Entonces nos quedaba la alternativa de aplaudir si eran “consagrados” o callar sin comprender. 
        Sin embargo, quiero creer que las leyes más sofisticadas que gobiernan el Universo son inaccesibles para nosotros porque no han encontrado (o no les ha interesado) una forma, un lenguaje más sencillo para explicarlas. La multiplicación de fuerzas de una palanca o la traslación de una rueda es algo que costó milenios en ser comprendido. Hoy un niño comprende con facilidad su funcionamiento y utilidad. Y sobre esos inventos (y otros como ellos) descansa gran parte de la Ciencia actual. No por más complejo y exótico tiene que ser más cierto. Estoy convencido de que tiene que haber una manera más simple de explicar las mismas cosas. Si se lograra esa simplificación, más mentes accederían a ellas (somos más de 7000 millones), se universalizaría el conocimiento y se potenciaría la posibilidad de resolver los problemas y llenar los huecos (o los callejones sin salida) que presenta la Ciencia de hoy.

        Un fuerte abrazo, Amigo.

        Responder
        • 3.1.1.1
          emilio silvera
          el 8 de enero del 2020 a las 8:01

          ¡Hola, amigo Nelson!

          Tus pensamientos expresan el sueño de muchos que, a lo largo de los tiempos, quisieron exponer al mundo la realidad que convive con nosotros, esas cuestiones complejas que no se comprendían y que al ser descubiertas y ser manejadas una y otra vez, se convertían en cotidianas y más sencillas de entender al poder explicarlas con más claridad y sencillez con el estudio sobre ellas desde diferentes perspectivas.

          Siempre ha sido de esa manera y lo seguirá siendo. Lo triste de todo esto es que, el conocimiento, no llega a todos de la misma manera, y, unas veces porque no todas las mentes están dotadas para ello y otras, porque el lugar de nacimiento o la procedencia de cada individuo, desde la cuna, le ha situado en un punto de partida que no siempre es el más idóneo para que llegue na poder alcanzar esos conocimientos. También los problemas de la vida cotidiana (el buscar un trabajo, que tus padres no te puedan pagar una carrera, el enamorarte y casarte oara tener hijos que alimentar, la hipoteca de la casa, ese niño que no estudia, el novio de la niña que no gusta a la familia…) alejan de poder acceder al conocimiento de la realidad del mundo.

          Los que pudieron llegar a esos conocimientos explican de la mejor manera posible esa realidad que conocemos o creemos conocer y, a medida que el Tiempo transcurre, las sociedades evolucionan, esos conocimientos llegan cada vez a más individuos, aunque por desgracia, no lo suficientemente como sería deseable. Todos deberíamos tener (por obligación), unos mínimos conocimientos de esta inmensidad en la que estamos inmersos y el por qué de las cosas más importantes que están presentes en la Naturaleza, y, sin embargo, para la gran mayoría, todo eso es desconocido y, cuando se les explica, no pocas veces te miran con cara de escepticismo como pensando que estas algo loco.

          Eso parece que le pasa al amigo Pedro cuando pone en duda muchos de los avances que hemos logrado y de los que hace comentarios mofándose de ellos, pero eso sí, sin motivar de manera convincente el por qué de esa negación, simplemente expone sus ideas (a veces peregrinas) para rebatir cuestiones más que comprobadas por la ciencia.

          Podría dar la sensación de que trata de gastarnos una broma, En fin, si el hombre disfruta con eso… ¡Libre es de hacerlo!

          Saludos.

  4. 4
    Pedro
    el 7 de enero del 2020 a las 7:12

    Resulta que damos por bueno y sin más la definición de un segundo, como el número de oscilaciones de un determinado atomo, pues bien, entonces también sería válido decir que un segundo es el número de excitaciones posibles de todo un conjunto de átomos, es decir del universo entero.
    O bien ya que se dan muchos eventos simultáneamente, tambien podríamos definir un segundo como el numero de átomos que actúan simultaneamente en todo el universo. Y para más inrri, este número multiplicado por la media de excitaciones de los mismos. 
    Conclusion:todo ello una barbaridad guaritmica, y no quiero pensar en los resultados  aplicados en distintas ecuaciones, esperpento elevado a enésimos esperpentos. 
    Conclusion :la definición de un segundo no se distingue en na de un espejismo sin más y dejen ya de contar tantas milongas que de tanto repetirlas no se distingen en na de los dogmas.
    Hay definiciones que resultan vomitivas y todos aplaudimos sin más. ¿Que componente sobra en la ecuación? Espejismos que nublan la vista, o peor aún, un imaginario colectivo obzecado por su falta de genuidad. 

    Responder
  5. 5
    nelson
    el 11 de enero del 2020 a las 4:28

    Hola muchachada.
    Hola, estimado Amigo Emilio.
    Lo  que es sencilla es la propia geometría de Euclides,  más allá de los importantes aportes de Euler, Gauss, Riemann (que no la revierten en modo alguno, sino que se apoyan en ella y van más allá para los espacios curvos y otras complicaciones).
    Quiero decir:  sobre el Big Bang hay mucha resistencia sobre “¿Cómo admitir un punto adimensional, infinitamente denso?  o “¿Y que había antes?” o “¿Porqué en ese momento?, (ignorando que supone el comienzo del tiempo por lo que no puede haber un “antes” ni caber otro momento porque ese es justamente el “momento” primero {cualquier otro ya no sería el primero} y siguiendo así con otras preguntas capciosas).
    Todos los brillantes matemáticos que hemos nombrado se apoyaron en los puntos, las líneas, los planos y el espacio de Euclides para aportar nuevas geometrías…  hace 200 o 250 años. Pero Euclides no tuvo a nadie para desarrollar su monumental Geometría …  300 años antes de Cristo…
    Y  tal vez por eso, porque hay algo casi atávico en el conocimiento antiguo que nos llega después de muchas generaciones, que no nos resulta difícil, es más, nos parece natural, lo aprendemos fácilmente, que un punto sea una figura adimensional, sin superficie sin diámetro, infinitamente pequeño.  Podemos hacerle  una punta muy finita al lápiz más duro y “marcar” un “punto” casi imperceptible pero no resistirá observarlo al microscopio (o una simple lupa);  se revelará una figura con superficie, algo parecido a un círculo con diámetro… pero comprendemos perfectamente, sin esfuerzo,  que es sólo una representación pero  que el verdadero punto está de todos modos allí , es REAL. Incluso por ello se prefiere representarlo en dibujo como una “x”. Lo aceptamos convencidos desde siempre, desde la escuela o el liceo. Lo asumimos sin reparo pues lo experimentamos a diario.
    ¿Qué dirán los cosmólogos que no aceptan como origen la  ”Singularidad” Inicial, de esta otra “pequeña singularidad cotidiana”?; ¿dudarán de ésta también?
     Y hay más: si desplazamos nuestro punto hasta otro punto formaremos una línea;  si es en la misma dirección será un segmento de  recta, conformada por infinitos puntos. Si es más larga o más corta, también tendrá infinitos puntos. Si queremos unir dos puntos sucesivos no será posible; tendremos un punto. La recta, la semirrecta y el segmento de recta no tienen ancho (o tienen el ancho de un punto, o sea nulo). Por tanto un plano (cualquiera sea su tamaño) no tiene grosor, tiene infinitas líneas rectas y puntos. Y un espacio (de cualquier tamaño), tiene infinitos puntos, rectas y planos. No es difícil de digerir, es más, cualquier estudiante lo explicará mejor que yo, además de parecerle totalmente lógico. Y así para las infinitas rectas de un plano, para los infinitos planos de un espacio… cualquiera sea su largo, tamaño o grosor.
    Extendemos sin dificultad el concepto a las aristas de los poliedros, al plano de sus caras, etc, etc,…  seguramente se me escapan multitud de “singularidades”. Estamos rodeados de singularidades, y las comprendemos y asumimos como tales.
    ¿Por qué tanta resistencia a las Singularidades Cosmológicas?
     
    ¿Tendrá que venir un nuevo Euclides para enseñarnos a razonar matemáticamente en forma sencilla? 

    Un abrazo.

    Responder
    • 5.1
      emilio silvera
      el 15 de enero del 2020 a las 11:43

      Amigo Nelson:
       
      El genio de Euclides no lo podemos poner en tela de juicio, para su tiempo, dejó sentadas las bases de la geometría que perduró más de 2.000 años, y, los que vinieron detrás, apoyados en esa sólida base, avanzaron hacia otros caminos inexplorados que irían más allá de los espacios planos.
      Cuando entre los científicos se habrá de la singularidad, algunos sienten como se les pone de punta los pelos de las cejas, es un tema tan complejo e imaginativo que es lo único que se les ocurrió para poder explicar aquel primer momento del surgir del Universo, aunque (que duda nos puede caber), en ese primer suceso hay mucho más de lo que podemos ver e imaginar.
       
      De la misma manera estamos en un callejón sin salida cuando hablamos o nos preguntamos ¿Qué había antes de que surgiera el Universo? ¿Qué habrá más allá del “Borde” del Universo
      A los efectos de nuestro entendimiento, en lo que al Tiempo se refiere, lo único que podemos aceptar es que nació en el mismo instante en que lo hizo el Universo que, al comenzar a expandirse lo fue creando junto al Espacio (de ahí Espaciotiempo). ¿Qué antes pudo existir otro Tiempo? No tenemos conocimiento para afirmar ni negar tal hecho, ya que, ¿Quién nos puede negar que antes de nuestro Universo pudieron existir otros?.
      Está claro que, Euclides, a pesar del tiempo que ha pasado, sigue en los colegios y los niños de hoy, miles de años después, siguen recibiendo sus enseñanzas que, sin duda de ninguna clase, es la base de la geometría del mundo.
      En cuanto a lo excéptico que puedan ser los cosmólogos con algunos conceptos, es debido a que ignoran muchas cuestiones que, aunque manejan cada día, son simples conjeturas, “parches” provisionales que sirven de herramientas hasta tanto se descubran esas realidades que desconocemos.
      Fijate, por ejemplo, lo que pasa con la “energía” y la “materia oscura”, el comportamiento de las galaxias y las velocidades a las que se mueven (también las estrellas), les dice que ahí hay alguna cosa que las obliga a ese comportamiento, le han puesto esos apodos pero, en realidad, no saben si están acertados o no. Hasta el momento ni los del LHC han podido encontrar esa partícula “oscura” que confirme lo imaginado.
      En esto del Universo tenemos que asombrarnos de los logros alcanzados y, dada su inmensidad, no podemos poner pegas a las grandes victorias en forma de conocimientos que del mismo hemos logrado pero, todavía son muchas más las preguntas que las respuestas, y, no debemos olvidar que, en el Tiempo Universal (13.750.000 de años), nosotros sólo hemos estado aquí una fracción ínfima de ese Tiempo, así que, cuando hemos sido mujeres y hombres verdaderos, sólo pasaron unos 200.000 años, lo que es muy corto Tiempo para todo lo que hemos conseguido.
      Un abrazo amigo mío.

      Responder
      • 5.1.1
        nelson
        el 17 de enero del 2020 a las 3:28

        Gracias Amigo!!!
        Se me ocurrió con rectas pero es igual con espacios/planos/líneas curvas (tal vez hubiera sido más claro).
        Con el símil pretendía ilustrar (no se si lo logré) la contradicción entre la resistencia de algunas personas a las singularidades cosmológicas al tiempo que aceptan naturalmente estas otras pequeñas singularidades (e igualmente “singulares”) tan comunes como que nos rodean permanentemente… 
        Un gran Abrazo.

        Responder
  6. 6
    nelson
    el 13 de enero del 2020 a las 14:50

    Si puedes, espero sin apuro una respuesta (opinión) tuya a mi comentario anterior, en la conversación que sosteníamos.
    Otro Abrazo, Amigo!!! 

    Responder
    • 6.1
      emilio silvera
      el 14 de enero del 2020 a las 12:17

      Serás complacido cuanto tenga un ratito libre.

      Responder

Deja un comentario



Comentario:

XHTML

Subscribe without commenting